SharePoint

Cuenta UACJ con laboratorio de impresión 3D para investigación y fabricación de productos

​​​

Con ocho impresoras, y con la capacidad de fabricar diversos productos completamente personalizables en una variedad de materiales, la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez (UACJ) cuenta con el Laboratorio de Prototipado Rápido, mismo en el que se encuentra la manufactura aditiva, proceso popularmente conocido como impresión 3D.

 El laboratorio es utilizado para la investigación de dicha modalidad tecnológica, para los trabajos de los estudiantes de la máxima casa de estudios y hasta para el diseño de productos que soliciten personas físicas o morales.

El doctor César Omar Balderrama Armendáriz, investigador de la UACJ y responsable del laboratorio, comentó que con esa área la universidad forma parte del Laboratorio Nacional de Manufactura Aditiva, Tomografía Computarizada y Digitalización 3D, el cual es apoyado por CONACyT con una inversión de 70 millones de pesos.

Balderrama Armendáriz agregó que las personas interesadas en imprimir un artefacto lo único que deben hacer es contar con un diseño digital 3D, comunicarse al área de prototipado para que les hagan la cotización, para posteriormente liquidar en caja para que les impriman el objeto que quieran.

En caso de que no puedan entregar el diseño digital 3D, o hacer un boceto del producto que quieren, en el laboratorio se encargan de realizar todo el bosquejo, aunque el costo por el proceso completo incrementa.

El Laboratorio de Prototipado Rápido ha trabajado con empresas para la impresión de productos, aunque por lo general esa zona ha sido utilizada por los estudiantes de las carreras de Ingeniería Industrial, Aeronáutica, Diseño Gráfico, Arquitectura, Diseño de Interiores, Diseño Industrial, Ingeniería Civil y la maestría en Diseño y Desarrollo del Producto.

En la mayoría de los casos el costo varía según el tamaño del objeto que se quiere, así como el tiempo de impresión por el mismo aspecto.

 Balderrama Armendáriz mencionó que actualmente se investiga, en colaboración con universidades nacionales como internacionales, en mejorar la eficiencia de las maquinas, conociendo en principio sus ventajas y desventajas, para posteriormente caracterizar los parámetros de impresión que se requieren cuando se busque imprimir un objeto con determinadas características.

"Medimos diferentes tipos de resistencia, al corte, resistencia cuando ya se separa el material uno de otro, el esfuerzo máximo cuando jalamos o cuando torcemos una probeta, etcétera. Luego lo comparamos con algo que haya sido fabricado de una manera diferente, y vemos sus diferencias o similitudes", añadió el doctor Balderrama Armendáriz.           

Reiteró que lo que pretenden con la investigación es encontrar cuáles son las mejores formas para imprimir objetos, dependiendo del diseño del mismo.

La Universidad de Texas, en El Paso, y la de Youngstown en Ohio, California, son de las instituciones que están involucradas en el proyecto. Mientras que en México únicamente participan la UACJ y la UNAM, institución que está empezando a involucrarse en la investigación.

En cuanto al Laboratorio Nacional de Manufactura Aditiva, Tomografía Computarizada y Digitalización 3D, el cual se conformó desde hace tres años con el propósito de entender y mejorar la cuestión de la manufactura aditiva, colaboran la Universidad Autónoma de Nuevo León, El Tecnológico de Monterrey, la Universidad de Yucatán y el hospital General de la Ciudad de México.

Balderrama Armendáriz agregó que concretamente la UNAM colabora con la UACJ en proyectos de bioimpresión, lo cual se relaciona con la impresión de materiales que tienen células.

Se espera que, para este año, con apoyo del laboratorio nacional, se puedan conseguir más equipos de impresión en 3D para que se puedan imprimir productos en plásticos reforzados y metales.

 Actualmente la UACJ también puede imprimir en plástico y con un material similar a la arena, hecho con sulfato de calcio